El pueblo de Cataluña continúa su lucha por la soberanía

Declaración del Comité Ejecutivo del POSI – 9 de noviembre de 2014

(Formato PDF: castellanocatalán) – (leer en catalán)

Más de dos millones trescientos mil catalanes se han movilizado hoy contra la decisión del gobierno Rajoy y el régimen de la Monarquía de impedirles votar. Cientos de miles lo han hecho para expresar el hartazgo contra un gobierno corrupto y antisocial que impide la democracia. Las provocaciones y amenazas solo han servido para que haya participado mucha más gente, entre ellos 40.000 voluntarios que han hecho posible la infraestructura mínima para poder votar. El régimen constitucional del 78 se hunde y no puede ofrecer ninguna salida democrática a la actual situación, aparte de más sufrimientos, corrupción y recortes. Por ello, en ausencia de un verdadero referéndum, el pueblo de Cataluña ha utilizado la convocatoria de este 9-N para decir que quiere ejercer la soberanía para poder salirse del marco político que lo ahoga, para anular todos los recortes y para enfrentarse a los banqueros y a sus exigencias. Exactamente igual que todos los pueblos que sufren las políticas impuestas por la Troika.

Pero la movilización permanente y masiva del pueblo catalán, erigida en la expresión más avanzada de la indignación que envuelve a todos los trabajadores y pueblos del Estado español, demuestra que es posible revertir esta situación y abrir un futuro de libertad para todos. El gobierno Rajoy está quebrado, atrapado entre la resistencia masiva a su política y tener que soportar el peso del régimen al que representa. La decisión del pueblo catalán de acudir a votar este 9-N, a pesar de todos los obstáculos, en realidad es un llamamiento a la movilización para que no continúe NI UN DÍA MÁS ESTE GOBIERNO corrupto que solo sirve para negar la democracia, aplicar los ajustes, y enfrentar a los pueblos como fórmula para sobrevivir políticamente. HAY QUE ABRIR EL CAMINO DE LA REPÚBLICA, de la República Catalana, de la República Vasca, de un nuevo proceso constituyente que permita realmente el ejercicio del derecho de autodeterminación, elemento básico de toda democracia, y la fraternidad entre los pueblos que solo puede materializarse en una Unión Libre de repúblicas libres de los pueblos del Estado español.

Más que nunca, todos aquellos que se reclaman de los derechos de los trabajadores tienen una responsabilidad enorme. Los dirigentes del PSOE no pueden continuar prestando su apoyo al gobierno Rajoy, y los dirigentes de las confederaciones sindicales de CCOO y UGT tienen también la responsabilidad de no dejar solas a la CONC y a la UGT catalana que han llamado a los trabajadores a movilizarse por los derechos nacionales y sociales.

La determinación de lucha del pueblo de Cataluña por su soberanía va a continuar. Ante los diferentes escenarios que pueden dibujarse en los próximos días, el POSI reitera la necesidad de construir una fuerza que aúne la lucha por los derechos nacionales y sociales; que combata por la anulación de todos los recortes, por la derogación de la reforma laboral; para plantar cara a las instituciones corruptas del régimen monárquico y de la Unión Europea; contra las políticas que aplica el gobierno Rajoy y también el gobierno de Artur Mas, que mientras habla de soberanía se somete igual que Rajoy a las exigencias de Bruselas. Levantar esa fuerza es un objetivo por el que luchamos con militantes y colectivos de las organizaciones obreras y populares. Es indispensable agrupar fuerzas por la unidad de los trabajadores y sus organizaciones, por la ALIANZA DE TRABAJADORES Y PUEBLOS de todo el Estado español, interesados como el pueblo catalán en acabar con la legalidad constitucional que nos oprime a todos. Ésta es la única salida que puede abrir una perspectiva favorable para los trabajadores.

Deja un comentario