México y el sr. Trump

(Publicado en Documentos de la Carta Semanal del 22 de noviembre de 2016)

Luis Vásquez (publicado en El Trabajo de México el número de noviembre de 2016)

Trump, presidente electo de los EU, en su campaña electoral prometió levantar un muro en la frontera con México, expulsar a los migrantes indocumentados mexicanos y centroamericanos y en fin retirarse del TLCAN (Tratado de libre comercio de América del Norte) o renegociarlo

En México, los partidos institucionales (de derecha e “izquierda”) en términos cuasi absolutos tomaron partido públicamente durante la campaña electoral por Hillary Clinton, de la misma manera que los medios de comunicación y las cámaras patronales.. Se ha pretendido y se pretende convencer a los trabajadores y pueblo mexicano que hay un Imperialismo malo y otro bueno o menos malo. Veamos los elementos que manejo Trump,

Renegociar eL TLCANpara acentuar el intercambio desigual.

El TLCAN elaborado por Bush padre, firmado y puesto en marcha (1994) por Bill Clinton abrió una nueva etapa en las relaciones de pillaje del Imperialismo USA sobre la nación mexicana. Los defensores del TLCAN señalan que gracias a este, se han triplicado los intercambios comerciales entre los países componentes del tratado. Es cierto, pero lo que no se publicita es que el 80% de lo que exporta México es de empresas extranjeras, véase automóviles, electrónicos, computadoras..

El TLCAN produjo el desmantelamiento de la industria intermedia nacional frente a la competencia de las empresas estadunidenses. En el campo los resultados son los más desastrosos porque le es imposible a México competir con los productos de USA. La autosuficiencia que tenía el país en la producción de alimentos es cosa del pasado. Los casos mas emblemáticos son los del maíz y frijol, granos que han sido históricamente componentes de la dieta del pueblo, se convirtieron en productos de importación.

El Tratado trajo dos consecuencias más : la migración del campesino pobre y medio hacia las ciudades y fundamentalmente en una primera etapa hacia los Estados Unidos y dos, empujó a generaciones de jóvenes, a falta de empleo, hacia las actividades criminales generando con ello una enorme descomposición social y el desarrollo de una extrema violencia en el país. Se cuentan 200 mil muertos en acciones de violencia en los 23 años de TLCAN.

Trump y su equipo hablan de renegociar o separarse del Tratado. Recordemos que Obama y Hillary Clinton en la campaña a las primarias del partido demócrata (2008) promovían la renegociación del TLCAN “para que México (decían ellos) no tuviera injustas ventajas”. Obama ha venido impulsando el nuevo TPP (Tratado transpacífico) que es la “modernización” y ampliación del TLCAN. El TPP modifica las reglas de origen..” dicen los expertos, lo que quiere decir que las condiciones del intercambio comercial serán aun más desiguales para los países semicoloniales como México.”.

En esta renegociación se trata de introducir temas que no están en el TLCAN como es el de la energía, lo que incluye el petróleo. El Imperialismo USA ( bajo la dirección de Trump pero igualmente sería bajo la dirección de Clinton) busca un control mayor y más directo de esa riqueza natural de los países de América Latina.

El muro ya existe…

Trump habla de la construcción del muro. La realidad es que el muro ya existe. En 1990, antes del TLCAN, no había muro (y no había ejército en la frontera) y era más o menos fácil, cruzar de un país a otro. Es con el Tratado que comenzó a construirse el muro que hoy abarca mil kilómetros de los 3,300 que tiene la frontera. Los gobiernos (demócratas y republicanos) sabían que el Tratado provocaría, al destruir el campo e industria mexicanos, un nuevo desarrollo de la migración hacia los Estados Unidos.

El exalcalde de Nueva York, Giulianni, viene de declarar que “De hecho ya se aprobó (es decir en la administración de Obama) el muro para ciertas porciones de la frontera que aún no ha sido construido, asi que podría tomar un año para completar eso que ya fue aprobado.” Analistas señalan que “las reglas de origen del TLCAN” son cada vez más una limitante para las empresas multinacionales…

Obama, el premio nobel de la “paz”….

En estos 23 años de TLCAN la cifra de migrantes mexicanos en EU alcanzo la cifra de 11.6 mllns (es decir cerca del 10% de la población del país, que ronda en los 120 mllns. Existen además en EU 22 millones de estadunidenses de origen mexicano) de los cuales el 51% son indocumentados. Hay temor natural en los migrantes mexicanos y latinos en general de las amenazas del sr Trump. Pero seamos claros, Obama, “premio nobel de la paz”, tiene la responsabilidad de la “repatriación” de 2.8 millones de mexicanos, de la “expulsión” de “personas con mayor antigüedad y relaciones laborales y familiares” en EU que se ven obligados a abandonar a sus hijos estadunidenses (nacidos en ese país), de la deportación misma de niños y de darle impulso, con su Secretaria de Estado, en un momento la sra Clinton, a la “Iniciativa Mérida” (apoyo financiero para armar a las policías mexicanas y dotarlas de todos los equipos necesarios, helicópteros, etc…).

Pero la resistencia de la clase trabajadora y el pueblo existen…

El descontento de la población trabajadora mexicana ha sido largamente contenido por los aparatos sindicales semiestatales a lo largo de muchas décadas y sin embargo la acentuación de la presión de parte del gobierno imperialista, que ahora va a encabezar Trump, va a profundizar la crisis de descomposición del régimen político del partido del Estado, el PRI (en el poder desde el fin de la revolución en 1917) y de sus aparatos sindicales. La destrucción de las conquistas arrancadas por las luchas, del pueblo mexicano, están abriendo una nueva etapa en la lucha de clases en el país, expresando de manera particular la lucha de los pueblos del subcontinente latinoamericano.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.